Escuela de Arquitectura y Diseño de La Católica presenta propuestas para la rehabilitación de Ponce.

Representantes de diversos sectores se organizan para impulsar la economía de la región sur

Una estructura legal que posibilite la actividad económica de la mano de facilitadores que apuesten a la inversión en Ponce, particularmente en el centro histórico, se convertirá en la sólida plataforma estructural que se necesita para transformar la economía de la Ciudad Señorial.  Así coincidió un grupo de representantes  de diversos sectores de Ponce que ya cuajan un ambicioso proyecto de ley para lograr un “mejor Ponce”.  Durante el foro Un mejor Ponce es posible, organizado por la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico, la Escuela de Arquitectura reunió a líderes sociales, hoteleros, empresariales, académicos, así como líderes en el campo del derecho para proponer acciones concretas con miras a impulsar a Ponce.

El evento se celebró en la Escuela de Arquitectura y Diseño de la PUCPR

“La reconstrucción y rehabilitación, diseñada y estratégica, de la ciudad es un asunto de extrema urgencia que nos toca a todos y es por eso que nuestra Escuela, como vecinos del casco tradicional de Ponce, ha dado un paso al frente aportando este estudio “Un Mejor Ponce es Posible”.   La prolongación, por un período extendido de tiempo, de un estado de abandono podría dar paso a una espiral de caída en la vida y la actividad del Centro acompañada de una posible actitud de renuncia por parte del ciudadano.  Este Conversatorio buscó sumar voces y enfocar el esfuerzo de “rescate” desde varias perspectivas adicionales a nuestras propuestas arquitectónicas y urbanas.  De ahí que invitáramos a residentes, comerciantes, desarrolladores, sociólogos y abogados quienes nos orientaron del probable marco legal y los posibles incentivos económicos por medio de los cuales se propicie, se agilice y dinamice este esfuerzo para salir cuanto antes del estado de desolación en que se encuentra el Distrito Histórico de Ponce”, explicó el decano de la Escuela de Arquitectura y Diseño de la PUCPR, arquitecto Luis V. Badillo Lozano.

El prestigioso panel estuvo conformado por el empresario y presidente de Misla Hospitality Group, arquitecto Abel E. Misla Villalba; el abogado socio del bufete Hernández Colón y Vidal, licenciado César Hernández Colón; el director del Observatorio de Sociedad, Gobernanza y Políticas Públicas, Dr. Hernán Vera Rodríguez; la profesora e historiadora archivista, profesora Heidi J. Dilán; y los presidentes de la Cámara de Comercio del Sur, Ing. Luis A. Alvarado Cintrón y Lcdo. Salvador F. Rovira Rodríguez.

Para el inversionista ponceño Abel Misla Villalba, es crucial la creación de un marco legal que facilite la inversión en los centros históricos, particularmente en los pueblos afectados por los sismos.  “Es bien difícil, en una economía lastimada, montar un negocio más restaurar la edificación histórica.  Esta realidad nos obliga. como sociedad y como aliados de un proceso gubernamental, a crear las condiciones para facilitar la inversión.  Sin incentivos, no se logrará rehabilitar estas estructuras que son legado del país.  Mi recomendación es primero, crear la plataforma que sería la estructura para materializar la inversión, en este caso deberá ser el proyecto de ley.  Una vez tengamos la estructura nos movemos a los facilitadores que nos ayudarán a invertir”, recalcó durante el foro.

El también dueño del emblemático The Fox Hotel en Ponce, y los hoteles Solace by the Sea, Hotel Meliá, Ponce Tribute y Aloft Hotel enfatizó “Comenzamos a trabajar un draft para lo que puede ser esta nueva ley para los centros históricos y, en conjunto con la Cámara de Comercio del Sur y otros grupos, esperamos darle finalidad a esta estructura que permita la viabilidad de la reconstrucción de los centros históricos”.

El licenciado César Hernández Colón se hizo eco de la urgencia de esta plataforma necesaria para el área sur.  “Se debe crear una estructura que habilite la rehabilitación del área.  Un esfuerzo encaminado a fortalecer la actividad económica.  Existen muchas formas que ayudan, como por ejemplo, que el 75% de los materiales que se necesiten para un proyecto en Ponce se deban adquirir en Ponce o que el 75% de las personas que trabajen, deban ser de Ponce.  En este momento no existe una entidad que esté concentrada en esto, hay esfuerzos y sectores diversos que reciben apoyo, pero no tenemos una estructura, por lo que se debe de aprobar por legislación”, aclaró.

Por su parte, el presidente electo de la Cámara de Comercio del Sur, Lcdo. Salvador F. Rovira Rodríguez señaló  “Ya identificamos a personas que están deseosas de que este movimiento se mueva más firmemente.  Próximamente nos sentaremos para identificar las leyes y la inversión, es decir, los mecanismos para traer más personas a Ponce.  Lo que queremos es que los comerciantes del área miren hacia Ponce para invertir en el casco urbano.  Tenemos que darle a Ponce la seguridad de que estamos trabajando. Tenemos que hacer alianza y comunicarlo al pueblo”.

Mientras, el presidente actual de la Cámara de Comercio del Sur, Ing. Luis A. Alvarado Cintrón indicó que “Se gestionan iniciativas que abran paso a la competitividad, la libre empresa, desarrollo de empresarios exitosos, desarrollo socioeconómico e inversión local y extranjera, ya que la creación de empleos y generación de riquezas de nuestro país es producto de estos elementos, precisamente por estas razones apoyamos el proyecto Un Ponce mejor es posible.

El Dr. Hernán Vera Rodríguez, director fundador del Observatorio de Sociedad, Gobernanza y Políticas Públicas de la PUCPR dio una mirada profunda al sentido emocional y social de los ciudadanos. “La sanación emocional de la población de la ciudad de Ponce, particularmente la de su casco urbano, así como la sanación de su ¨tejido social¨ no estarán completas hasta que se reconstruyan las estructuras afectadas por los eventos telúricos que han acaecido desde comienzos de año. Un plan de vuelta a la normalidad, a la sanación de las heridas psicológicas de los habitantes de la ciudad, requiere la sanación de su entorno físico.  Para evitar la retraumatización de los habitantes de la ciudad, particularmente la de su casco histórico, debe atenderse la condición sus viviendas y edificios. Para algunos, en sus mentes,  no parará de temblar hasta que se reconstruya su entorno físico”, acentuó.

Entre tanto, la profesora de historiadora, Heidi Dilán aplaudió esta iniciativa de la Escuela de Arquitectura y Diseño de la PUCPR.  “Es un enfoque Pionero dedicado a ayudar a los ciudadanos y empresarios de Ponce a crear y transformar sus espacios en lugares vitales que resalten los activos locales, y estimulen la recuperación. La iniciativa de la Escuela conecta a los ponceños con ideas, recursos y experiencias. Es una campaña para el cambio, es la clave para abordar nuestros mayores desafíos y que aprendamos a cuidar mejor nuestro entorno. Este proyecto debe considerarse una herramienta crucial para lograr la sinergia de recursos, servicios y ciudadanos de Ponce que desean asumir responsabilidades “superiores” en el proceso de recuperar nuestro Señorío. Un mejor Ponce si es posible”.

 

Junte de diversos sectores como respuesta a estudio académico de la Escuela de Arquitectura de La Católica.

 

El junte de estos letrados surgió como respuesta a los hallazgos de un estudio gestado por profesores y estudiantes de la Escuela de Arquitectura y Diseño.  El proyecto académico estaba dirigido a analizar y presentar propuestas de desarrollo arquitectónico y urbano de Ponce, a la luz de los daños sufridos por los movimientos telúricos.

“Cerca de 10 profesores y más de 120 estudiantes de 8 secciones de diversos cursos de diseño arquitectónico levantaron datos del  estado de nuestras edificaciones históricas de Ponce que fueron afectadas por eventos naturales.  No solo se trató de un estudio académico para reconstruir los daños, o reponer pérdidas, si no para convertir una mejor ciudad de la que teníamos.  Por eso titulamos esta iniciativa “Un mejor Ponce es posible”, dijo el decano de la Escuela de Arquitectura y Diseño de la PUCPR, arquitecto Luis V. Badillo Lozano.

Según Badillo Lozano, el estudio se enmarcó en tres enfoques: identificación de edificaciones con valor histórico y arquitectónico afectado por los eventos naturales; propuestas específicas de mejoras y una proyección de futuro.  “Se analizaron 10 edificaciones públicas y 131 de propiedad privada.  Entre la amplia lista de edificios históricos, se encuentra la Casa Wiechers Villaronga, donde ahora opera el Museo de la Arquitectura Ponceña; la Residencia Armstrong Poventud, sede del Instituto de Cultura Puertorriqueña; la Catedral de Ponce y el Museo de la Masacre de Ponce.  Igualmente, propusimos cómo mitigarlos y qué debiesen de implementarse.  Se plantearon métodos y detalles constructivos para mostrar la forma correcta en que se debe construir de cara a la gravedad de futuros eventos.  Analizamos 15 estructuras con daños prototípicos. La Catedral de Ponce y el Museo de la Masacre de Ponce, por ejemplo, son edificios que, por su valor histórico,  hay que sumar voluntades y reconstruirla. No podemos pensar que La Catedral se va a perder por esto, y no nos podemos quedarnos si la memoria histórica de la Masacre de Ponce”, sentenció.  Como tercer enfoque, dijo que se elaboraron propuestas de nuevas edificaciones contemporáneas viables y armoniosas con el contexto del Distrito Histórico.  “Se propusieron más de 32 edificaciones nuevas en lugares disponibles.  Asimismo presentamos mejoras a algunos de los espacios urbanos existentes y la inclusión de nuevos espacios de experiencia compartida, así como nodos, hitos urbanos, y mejoras a vías y a accesos”, añadió Lozano Badillo.

El esfuerzo de la Escuela de Arquitectura y Diseño, “Un mejor Ponce es posible” forma parte de las acciones con la formulación de propuestas que la PUCPR ha fomentado para atender los asuntos prioritarios del país.  La Coalición del Sur, que integra a representantes comerciales, hoteleros y desarrolladores, junto con la alcaldesa de Ponce, María Meléndez, designaron a la Escuela de Arquitectura como propulsora del Plan de Desarrollo y Recuperación de Ponce.  Esto, tras los daños ocurridos en la ciudad por las réplicas.

 

Print Friendly, PDF & Email
Share