Huellas del Futuro

Bajo la lupa la pobreza y la desigualdad

Ponentes analizan la pobreza desde el ángulo laboral, de la niñez y de los derechos humanos.


Un grupo de destacados expertos presentó hoy las diversas caras de la pobreza con data actualizada, un análisis profundo, así como recomendaciones concretas en torno de la situación precaria que vive Puerto Rico.  De acuerdo con los investigadores, este cuadro coloca a la Isla en el contexto socioeconómico internacional, analizando la perspectiva laboral, y revelando datos contundentes de la desigualdad en la población infantil.

El Dr. Hernán A. Vera Rodríguez, decano del Colegio de Estudios Graduados en Ciencias de la Conducta y Asuntos de la Comunidad de la PUCPR formó parte de los ponentes.

Las presentaciones fueron parte del Segundo Simposio sobre Economía y Pobreza que organizó la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico (PUCPR) en su recinto de Mayagüez.  En el Simposio participaron el Prof. Francisco E. Martínez Aponte, catedrático jubilado de Economía de la UPR Río en Piedras y Yarlier López, estudiante graduado del Programa de Maestría en Economía de la misma Universidad; el Dr. José Caraballo Cueto, catedrático asociado del Departamento de Administración de Empresas y del Instituto de Investigaciones Interdisciplinarias y director del Centro de Información Censal de la UPR Cayey; el Lcdo. Sergio M. Marxuach, director de Política Pública del Centro para una Nueva Economía (CNE); el Prof. Alfredo Carrasquillo Ramírez, catedrático retirado de Estudios Graduados de la Universidad del Sagrado Corazón además de psicoanalista y consultor en Desarrollo Organizacional; el Dr. Edwin Irizarry Mora, catedrático del Departamento de Economía de la UPR de Mayagüez; el Dr. Hernán A. Vera Rodríguez, decano del Colegio de Estudios Graduados en Ciencias de la Conducta y Asuntos de la Comunidad de la PUCPR y el Lcdo. Kevin González Toro, economista y abogado en la empresa Estudios Técnicos, Inc.

“Hoy hemos dado una mirada profunda a la pobreza desde diversas perspectivas, porque como académicos y cristianos estamos llamados a dialogar detenidamente y a buscar soluciones en torno de este fenómeno que afecta todos los renglones de la sociedad.  Los expertos que nos acompañaron son especialistas de enorme compromiso que ponen en contexto, no solo la problemática de la precariedad en la Isla, sino que traen recomendaciones concretas de cómo paliar esta situación”, afirmó la Dra. Olga Hernández de Patiño rectora de la PUCPR, recinto de Mayagüez.

LOS HALLAZGOS

 

PUERTO RICO EN EL CONTEXTO MUNDIAL, DE ESTADOS UNIDOS Y A NIVEL LOCAL.

 

Puerto Rico se clasifica como el quinto país de mayor desigualdad económica en el mundo (2012). Del 2007 al 2016 los trabajadores perdieron 18% de su ingreso agregado mientras que inversionistas ganaron 16% más (ajustado a la inflación). Según el catedrático en Economía Francisco Martínez, “Los datos por estado colocan a Puerto Rico con sobre el doble del índice de pobreza del estado más pobre de la nación americana con un 44.9% de la población bajo los niveles de pobreza, seguido por Mississippi que mantiene un 21.5%.  El ingreso promedio de un hogar en Puerto Rico es de $19,770 mientras que el de Mississippi es de $42,009.  Si se compara con Maryland, estado con mayor ingreso de hogar en los Estados Unidos, la brecha es un abismo ya que el promedio de ese estado es $78,916 al año”, dijo.

Los municipios que presentan mayor pobreza en la Isla de acuerdo con su densidad poblacional son Guánica con un 62.2% de su población bajo los niveles de pobreza, y un promedio de ingreso anual por familia de $12,653; le sigue Maricao con un 65% de su población bajo el nivel de pobreza con ingresos anuales que promedian los $13,462 y Adjuntas con el 64.1% de la población bajo los niveles de pobreza con un ingreso anual que promedia  $11,680.  Al analizar el ingreso promedio de los hogares, encabeza Adjuntas con $11,680; le sigue Guánica con $12, 820 y luego Lares con $12,820.

LA POBREZA Y UN ACERCAMIENTO A LA SITUACIÓN DE LOS TRABAJADORES

El Dr. Hernán Vera Rodríguez, decano del Colegio de Estudios Graduados en Ciencias de la Conducta y Asuntos de la Comunidad de la PUCPR, quien en 2016 presentó un revelador estudio de la pobreza en Puerto Rico, está trabajando una nueva investigación sobre la situación actual de los trabajadores en la Isla.  En este Simposio ofreció un adelanto de esa investigación y entre los hallazgos destacó algunos aspectos de la percepción que tienen los trabajadores de su situación socioeconómica.  En Puerto Rico, actualmente laboran 984,000 con una tasa de desempleo de 8.4 de acuerdo con datos del mes de enero de 2019 del Departamento del Trabajo y Recursos Humanos.

Vera Rodríguez explicó que en esta etapa de la investigación se utilizó una muestra de 350 participantes, trabajadores mayores de 21 años de la zona sur y oeste de la Isla. El 62.6% de los encuestados eran mujeres y el 37.4% hombres. El 59.6% trabaja para el sector privado, el 33.2% para el sector público y el 4.9% para entidades sin fines de lucro.

TRABAJADORES

Según el Dr. Vera Rodríguez, un dato revelador de esta primera etapa del estudio es que el 84.2% aceptó que el costo de vida en Puerto Rico es demasiado alto en relación con su ingreso, sin embargo, un 62.4% de los encuestados mostró estar de acuerdo con la premisa de que su salario era suficiente para cubrir sus necesidades básicas. Aunque cerca de la mitad (49.1%) indicó que su situación económica no le permitía lujos como irse de viaje en vacaciones. Asimismo, el 80.9% dijo estar de acuerdo con dejar su empleo actual si encontrara otro trabajo que les pagara más. El 38.8% aceptó que, a menudo, tienen que dejar de pagar unas cuentas para pagar otras, pero simultáneamente el 38.9% dijo no tener preocupaciones económicas en este momento.

El 67.7% dijo no sentir que el gobierno promueva que los trabajadores tengan un salario adecuado, pero asimismo el 55.2% expresó  estar en desacuerdo con la premisa de que las uniones o sindicatos protegen sus derechos laborales.   “La tendencia que vimos es que, aunque muchos se sienten atrapados en trabajos que son una calle sin salida y piensan que la situación es difícil, están sobrellevándola.  El 71.9% dijo sentir temor de perder el trabajo y solo un 35% dijo sentir que su empleo es retador e interesante.  Otro dato que revela esta etapa del estudio es que la mayoría entiende que su situación socioeconómica mejora de acuerdo con el grado académico que han podido alcanzar”, recalcó el decano.   El estudio final del doctor Vera se presentará en verano e integrará unos 600 casos, análisis inferencial y ecuaciones estructurales.

 

DESIGUALDAD SOCIOECONÓMICA Y POBREZA INFANTIL

 

Según el economista José Caraballo Cueto, catedrático de la UPR recinto de Cayey, la desigualdad aumentó de .53 en 2006 a .55 en 2015.  Los recientes ajustes fiscales pueden aumentar la desigualdad en aspectos como los impuestos y subsidios regresivos.  Al analizar la tasa de pobreza por género y grupo de edad, las mujeres siguen encabezando las estadísticas de pobreza, en especial las más jóvenes.  En el renglón de 17 años o menos el 57% de ese grupo, tanto de hombres como de mujeres, está bajo los niveles de pobreza; en el grupo de 18 a 24 años el 55% de las mujeres y el 50% de los hombres están bajo estos niveles, mientras que de 25 años a 64 años las mujeres llevan la delantera con un 43% de las féminas bajo los niveles de pobreza en comparación con el 38% de los hombres. En el grupo de adultos mayores de 65 años esa cifra se repite.

 

Según Caraballo Cueto, la pobreza infantil aumenta con la separación de los progenitores.  En el 2017, para las familias con ambos progenitores solo un 34% de los niños estaba bajo el nivel de pobreza, mientras que con un padre soltero el nivel de pobreza infantil alcanza un 62%, pero aumenta a un 77% de niños bajo el nivel de pobreza cuando viven solos con la madre.  Cuando la madre o el padre están solos con los hijos, se duplica el costo de la crianza como un todo, explicó el experto.  Destacó que del 2007 al 2017 aumentaron sustancialmente las pensiones alimenticias, sin embargo, la pobreza infantil en hogares de una sola jefatura continuó en escalada, alcanzando en el 2007 un 74.1% en madres solteras. Un dato revelador de la presentación de Caraballo Cueto es que las ayudas federales, como el PAN y Sección 8, son menores en Puerto Rico. “El límite de ingresos para ser elegible es muy bajo, porque supuestamente la vida en Puerto Rico es más barata”. Explicó que en 48 estados una familia con ingresos de entre $1,200 a $1,838 puede recibir cerca de $500 mensuales en ayuda lo que les provee apoyo para escapar de la pobreza.

 

 

 

PROPUESTAS

Algunas de las propuestas para erradicar la pobreza fueron expuestas por Caraballo Cueto.  Entre estas se destaca la amnistía y capacitación para los dueños de negocios informales, el cuido gratuito de niños, el crédito al trabajo para las familias trabajadoras y formar cooperativas de trabajo. En términos de gobierno recomendó reemplazar el criterio de antiguedad por el mérito, fortalecer programas de mentoría y descentralizar la actividad económica moviendo agencias públicas fuera del área metropolitana.

Caraballo Cueto sostuvo que menos del 5% de las empresas locales exportan y es algo que debe cambiar. “Se deben aprovechar los más de cinco millones de puertorriqueños de la diáspora y la proximidad del mercado más grande del mundo que es el de Estados Unidos.  Al menos dos de cada cuatro vagones que llegan llenos a Puerto Rico se van vacíos y hay que llenarlos con bienes hechos en Puerto Rico y fortalecer la exportación”, sostuvo.

 

Print Friendly, PDF & Email
Share