Huellas del Futuro

Cuidado para los cuidadores

La PUCPR  celebró feria de salud y de servicios  para atender las necesidades de las personas que cuidan a adultos mayores.


Pérdida de apetito y de peso, agotamiento físico y emocional, y hasta descuido de su salud.  Este es el preocupante cuadro que sufren los cuidadores informales de esta población ante el duro escenario de tener a su cargo a un adulto mayor.  Así lo confirmó el coordinador de la Escuela para Cuidadores Informales de Adultos Mayores de la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico (PUCPR), Dr. Ángel Muñoz Alicea.

La Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico presentó la feria de salud y servicios Cuidadores somos todos.

“Durante el proceso de visitas a los hogares de familias que cuidan, de manera informal, a adultos mayores, nos topamos con esta realidad.  Estas personas que se han convertido en los cuidadores principalees han optado por posponer el cuidado de su salud, aun cuando tienen condiciones preexistentes.  Esto surge dado al nivel de responsabilidades, de roles y tareas que conlleva el cuidar, de manera digna, a esta población. Es un asunto que amerita atención urgente”, enfatizó el Dr. Muñoz Alicea.

Precisamente, para atender las necesidades de los cuidadores que tienen a su cargo adultos mayores, la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico presentó la feria de salud y servicios Cuidadores somos todos. “Con este encuentro, les ofrecimos un espacio a los cuidadores para que se relajaran, se atendieran y le dieran un espacio al autocuidado.  Atendimos su salud, y su bienestar físico y emocional. A su vez, el evento sirvió para crear conciencia en los jóvenes sobre el cuidado de los adultos mayores en la familia, y cómo se pueden insertar, de forma proactiva, en el proceso” detalló Muñoz Alicea.

El psicólogo clínico hizo hincapié en el rol de un cuidador informal de adulto mayor. “Cuando se habla de cuidadores informales de adultos mayores se refiere a las personas que, sin ninguna remuneración,  estén a cargo de cubrir las diversas necesidades que puedan  tener estas personas.   El nivel de cuidado dependerá de las necesidades particulares y nivel de independencia del adulto mayor. Dentro de las necesidades más comunes se encuentran: ayudar con alimentación, higiene, administrar medicamentos, visitar médicos, brindar compañía, apoyar en las tareas del hogar, entre otras.   La tarea de cuidar se comparte entre varias personas que generalmente son familiares” indicó.

La feria se celebró el pasado 2 de mayo.

 

Print Friendly, PDF & Email
Share