Feb 212012
 

La Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico se vistió de gala para conmemorar la gesta de Luis A. Ferré Aguayo.

La pasión por las artes  y el compromiso con la cultura puertorriqueña del prócer ponceño Luis A. Ferré Aguayo se hizo evidente el pasado 17 de febrero de 2012 en la Pontificia Universidad Católica de Puerto Rico (PUCPR).
Un magno concierto ofrecido por la famosa Orquesta Filarmónica de Puerto Rico Arturo Somohano reunió a los amantes del arte sublime en conmemoración del centésimo séptimo aniversario del natalicio del patrón de las artes, Luis. A. Ferré.  La reconocida agrupación musical presentó una brillante actuación en los interiores de la elegante Biblioteca Jurídica, Mons. Juan Fremiot Torres Oliver de la PUCPR.

Según el presidente de la PUCPR, Dr. Jorge I. Vélez Arocho, “La vinculación de Don Luis A. Ferré con la PUCPR se inicia desde la concepción de la Institución.  Vasta caminar por el campus de la PUCPR y ver los edificios para recordar su gesta.  Su influencia ha sido notable en la visión, misión y cultura universitarias.  Don Luis transmitió anhelos de excelencia, perspectiva internacional, un amplio marco cultural y un profundo amor a la Iglesia”.

La magistral ejecución musical de la Orquesta Filarmónica, bajo la dirección del maestro Rafael Enrique Irizarry Colón, presentó una velada artística de primer nivel denominada “Tributo a Luis A. Ferré Aguayo, humanista consagrado al legado cultural de Puerto Rico”.  Esta iniciativa se logró a través de los esfuerzos de la PUCPR, Pensamiento Humanista Don Luis A. Ferré Aguayo, Inc, la Fundación Arturo Somohano y el Municipio Autónomo de Ponce.

El presidente de Pensamiento Humanista de Don Luis A. Ferré, Inc., Lucas Valdivieso, recordó el valor inigualable de este evento.  “No puede escribirse la historia de Puerto Rico sin la obra de Don Luis A. Ferré.  Se ha visto su entrega a los más altos ideales humanísticos.  La PUCPR es parte del legado de él.  Constituye un honor hacer sentir la obra ciudadana de una de las personas más representativas en el país”, afirmó.

La Orquesta inició con la presentación de dos danzas puertorriqueñas, “Gloria” y “No me toques”, para dar paso a la calidad interpretativa de las sopranos Magda Lupeschi y Anne Marie Salichs Ghigliotti y del tenor Aniello Alberti.  Los cantantes unieron sus voces y dejaron al descubierto sentimientos intensos que elevaron los corazones de muchos, en homenaje a la persona de Luis A. Ferré, quien fuera amante a la buena música.
Los artistas ofrecieron una colección de vibrantes selecciones de famosos compositores puertorriqueños que han dejado huellas en la historia musical.  Se incluyeron piezas de zarzuelas, danzas, plenas, bombas y ópera. Reconocidas melodías de Juan Morel Campos, Félix M. Rodríguez, conocido como “Bobby” Capó, Pablo Zorozábal, Rafael Hernández y Arturo Somohano fueron solo un extracto del programa musical que disfrutó el público.

Entre las quince piezas musicales, la Orquesta Filarmónica presentó la zarzuela  de Luisa Fernanda interpretada por la soprano Anne Marie Salichs Ghigliotti y el tenor Aniello Alberty Poventud.  Los artistas cantaron a dúo la hermosa canción “Cállate corazón”.  

“Para mí es un placer compartir con esta gran Orquesta.  Lo importante es que siempre estuvo en mi mente Don Luis Ferré.  Recuerdo lo que siempre decía:  Del amor al arte, la plenitud a la vida, lo material pasa y solo perdura lo bello, la creación eterna del espíritu.  Con ese mensaje de Ferré en mente, me enfoqué para este concierto”, expresó la soprano lírica, Anne Marie Salichs Ghigliotti.  Por su parte, el tenor Aniello Alberti resaltó el valor cultural que representa para el pueblo disfrutar de este repertorio de música puertorriqueña.  “Ha sido una gran oportunidad que me ha dado la PUCPR.  Cantar en memoria de Don Luis A. Ferré para mí es un honor por lo que él representa para la cultura de nuestra Isla”, dijo Alberti Poventud.

Mientras, entre otras canciones, la soprano Magda Lupeschi mostró su potente voz  en la ópera “Quando m’en vo” de “La Bohème:” Aria de Musetta.  “Don Luis fue un gran mecena de las artes.  Siempre que canto en algún homenaje a él, siento como si estuviera cerca de este gran filántropo.  Estoy bien agradecida por todo lo que hizo por nuestro país y esta noche fue una satisfacción cantar en su honor”, indicó la soprano.

En el variado repertorio no podía faltar el toque de la máxima expresión de la cultura puertorriqueña.  Del compositor Ramón Collado, el director musical Rafael Irizarry presentó la danza puertorriqueña, “Mi Güiro”, que combinó elementos musicales típicos de Puerto Rico.  El ponceño Orlando Maldonado exhibió su talento en el güiro, instrumento esencial en la música de de nuestra Isla.

Por espacio de ochenta minutos, la Orquesta Filarmónica presentó un espectáculo sin igual.  Luego de una vasta gama de sublimes melodías, el maestro Rafael Irizarry culminó el evento con una magna obra del reconocido compositor puertorriqueño, Rafael Hernández.  La hermosa pieza de “Preciosa” fue interpretada por las sopranos Anne Marie Salichs Ghigliotti y Magda Lupeschi, junto a la voz del tenor Aniello Alberti Poventud.  Los asistentes ovacionaron la calidad interpretativa de los músicos ponceños.

Según el director musical, Rafael Irizarry Colón, “Nos parece indispensable que tengamos eventos como este para el pueblo de Puerto Rico y que organizaciones educativas y culturales se unan para ofrecer homenajes a próceres como Luis A. Ferré Aguayo, quien tanto amó las artes”.  El maestro Irizarry, además, hizo hincapié en la selección de las piezas de grandes compositores del país, las cuales deleitaron a los presentes en el concierto.  
 
“Parece difícil para algunos creerlo, pero Puerto Rico ha producido una dinastía de grandes compositores de melodías que pueden reclamar espacio en las grandes salas de concierto alrededor del mundo.  Lo que pasa es que estas melodías deben revestirse de un tratamiento profesional, de un oficio de composición, como las que se presentan en las versiones de esas canciones que hemos ofrecido esta noche al público.  Hoy cantaron tres artistas ponceños que han estudiado en el Conservatorio de Música y en Estados Unidos.  ¿Qué más hay que demostrar  respecto del talento vocal en Puerto Rico?  Desde Antonio Paoli se establece la trascendencia de nuestra isla de un punto vocal providencial”, puntualizó Irizarry Colón.

Don Luis A. Ferré Aguayo nació en Ponce el 17 de febrero de 1904 y fue el tercer gobernador de Puerto Rico.  Colaboró con la PUCPR en sus inicios y donó terrenos para construir los edificios que hoy día llevan sus apellidos.  Fue gestor del Museo de Arte de Ponce y apoyó la Orquesta Filarmónica de Puerto Rico- Arturo Somohano. Falleció el 21 de octubre de 2003.
 

 

Print Friendly, PDF & Email
Share

Sorry, the comment form is closed at this time.